29/07/2019

Conocer las fuentes de la contaminación de plásticos


El 27 de mayo, hemos zarpado de Lorient rumbo a los ríos europeos. A bordo, unos cuarenta científicos evaluarán durante 6 meses la concentración de residuos plásticos transportados por los ríos y su impacto en los organismos marinos.
Jean-François Ghiglione, ecotoxicólogo microbiano en el Observatorio Oceanológico de Banyuls, nos expone los detalles.

«Esta campaña sigue la del 2014 en el Mediterráneo, que ha demostrado que es la región del mundo más afectada por la contaminación de plásticos. En diez años de trabajo, hemos demostrado que esos micro-desechos se encuentran en todos los océanos, incluidas las áreas polares. Frente a tal dispersión, los oceanógrafos y los navegantes saben que limpiar el mar es imposible. Tenemos que actuar ‘río arriba’, porque sabemos que el 80% de los residuos plásticos que llegan al mar vienen de tierra, llevados por los ríos.
Se estima que, cada año, se descargan 8 millones de toneladas de plásticos en el mar. Por lo tanto, identificar las fuentes de contaminación resulta ser una prioridad, si queremos luchar contra este flagelo y tomar medidas drásticas a escala europea.
Solo contamos con estudios parciales. Los trabajos recientes muestran que hemos subestimado la cantidad de residuos plásticos presentes, porque no tomamos en cuenta a los microplásticos. La última investigación realizada por colegas británicos en el Támesis nos sorprendió a todos: revela que el 66% de los residuos son microplásticos. Hasta entonces, pensábamos que los plásticos se estaban fragmentando en el mar, por los rayos UV y las olas. ¿Cuales son los mecanismos, cómo  y dónde se fragmentan? Trataremos de entenderlo,  porque estas partículas de menos de 5 mm entran en toda la cadena alimentaria y constituyen la mayor amenaza.

Estudiaremos las fuentes y mecanismos de contaminación-dispersión de microplásticos de la tierra al mar, y sus impactos en la biodiversidad marina. Las muestras se recogerán en el continuum tierra-mar: a varios kilómetros de la costa, en los estuarios y dentro de los ríos, río arriba y río abajo de las grandes ciudades como Londres, Lisboa o Hamburgo. Alrededor de quince laboratorios franceses están participando en este proyecto».

El Támesis, el Elba, el Rin, el Sena, la Loire, la Gironda, el Tajo, el Ebro (España), el Ródano y el Tiber... ¿cómo han diseñado este recorrido ?
Hemos elegido 10 ríos principales en Europa que cuentan con estudios anteriores  y que están actualmente estudiados por equipos de investigación franceses o extranjeros. Cuantificaremos los residuos, los caracterizaremos e identificaremos sus orígenes. Si encontramos muchos residuos de PVC, sabremos que proceden de las tuberías de la carretera; si se trata de tereftalato de polietileno, provendrá de las botellas de plástico; y en el caso del poliestireno expandido, viene del embalaje. Una vez recopilados los datos, haremos modelización matemática, y cruzando con corrientologia,  conoceremos su trayectoria futura ; es decir, cuánto y qué tipo de residuos llegarán a las playas o a las costas. Y esto , para cada uno de los 10 ríos estudiados.

La segunda parte de nuestra investigación abarcará el impacto de los contaminantes adheridos a estos microplásticos en la biodiversidad marina. Los plásticos actúan como esponjas y absorben todo: los hidrocarburos, como los pesticidas. Instalaremos, un mes antes del paso de Tara, jaulas que contienen mejillones, río arriba y río abajo de las grandes ciudades a lo largo de los estuarios, para comparar los dos resultados. Estos animales son buenos bioindicadores porque filtran y capturan estos contaminantes. También analizaremos la presencia de estas sustancias tóxicas en órganos de otras especies en diferentes puntos del río y fuera del estuario.
También hay aditivos, como los ftalatos o el bisfenol A, que son componentes de estos plásticos ...Los analizaremos. Se sabe que, una vez ingeridos por los peces, estos disruptores endocrinos tienen efectos en su desarrollo y reproducción.

Estamos estudiando el efecto de estas sustancias en la percepción del medio ambiente. El objetivo de esta expedición es de especificar el papel de estos microplásticos en la difusión y el transporte de todos los contaminantes y productos tóxicos en el agua dulce y salada ; y buscar un posible efecto cóctel sobre la fauna.

Durante sus misiones anteriores, demostró que estos microplásticos fueron colonizados por muchos microorganismos. ¿Cree que son las mismas especies que se encuentran en el mar?
Las identificaremos y, por primera vez, realizaremos un estudio sobre las especies que transitan los ríos hacia el mar. Estas partículas de plásticos constituyen un nuevo hábitat para muchas especies de bacterias, virus, o microalgas. Hay tantos que, al moverse en estas pequeñas balsas artificiales, estos microorganismos pueden viajar largas distancias y modificar los ecosistemas. Centraremos nuestra investigación en los organismos patógenos presentes en estos desechos y en las especies invasoras, aquellas que no deberían estar donde están ahora.

¿Estos microorganismos podrían pasar del agua dulce al agua salada?
Esa es la pregunta. En teoría, los patógenos de agua dulce mueren tan pronto como llegan al agua salada. Sin embargo, se encuentran en los plásticos en el mar. Parece que estos microplásticos actúan como refugios especiales ; algunas bacterias parecen esconderse dentro y sobreviven. Si este es el caso, existe un riesgo de contagio para las granjas de mejillones y ostras. Los productores de mejillones y los productores de ostras están esperando nuestros resultados.

A lo largo de las expediciones de Tara, han podido identificar unas quince bacterias marinas capaces de degradar los plásticos. ¿Piensan encontrar más en los ríos?
A priori, sí. Son más numerosas y tienen una capacidad de degradación de los plásticos más importante y veloz que las que se encuentran en el mar. Las recolectaremos y compararemos con bacterias marinas.

Más allá del aspecto científico, ¿cómo alentar a los gobiernos y la Unión Europea a tomar medidas?
Las misiones de la Fundación Tara Océan han demostrado que la mayor parte de la contaminación proviene de plásticos de uso único. Eso ha contribuido a la prohibición de las bolsas, platos, pajitas, microperlas en exfoliantes y envases de alimentos. Nuestros resultados se publicarán en los próximos dos o tres años y guiarán las medidas para encontrar alternativas a estos plásticos. Al organizar esta misión a escala europea, deseamos federar una comunidad motivada de investigadores de los diferentes países visitados, tal como lo que hicimos en Francia con el grupo de investigación «Polymères et Océans »  que reúne hoy 200 científicos y sirve como relevo de información hacia los ministerios y la industria. Estamos viviendo un período de transición, debemos aprovechar la oportunidad para movilizar a todos los actores económicos y políticos».

Carina Louart, CNRS, Le Journal

«La Misión de Microplásticos de 2019 contribuirá a la investigación básica, como todas las expediciones de Tara, pero tiene un fuerte componente societal : todas las generaciones deben aprovechar ahora para cambiar nuestra relación con los recursos, su preservación y, a muy corto plazo, para cambiar el modo de consumo y producción».

Romain Troublé, Director General de la Fundación Tara Océan.

Conferencias, visitas de la goleta científica : la Fundación Tara Océan prevé 18 escalas para difundir los temas relacionados con el conocimiento y la conservación del océano ; y para compartir con el mayor número de personas las soluciones a la contaminación de plásticos en el mar: soluciones que se encuentran en tierra.
- Salida de Lorient el 27 de mayo.
- Saint-Malo: del 5 al 8 de junio.
- Londres: del 11 al 13 de junio.
- Hamburgo: del 16 al 19 de junio.
- Oslo: del 23 al 26 de junio.
- Visby: del 30 de junio al 3 de julio.
- Flensburg: del 6 al 8 de julio.
- Boulogne-sur-Mer: del 12 al 16 de julio.
- Brest: del 24 al 28 de julio.
- Hoëdic: del 29 al 30 de julio.
- Toulon: del 24 al 30 de agosto.
- Porto Cervo: del 4 al 7 de septiembre.
- Roma: del 12 al 15 de septiembre.
- Antibes: del 21 al 22 de septiembre.
- Mónaco: del 24 al 26 de septiembre.
- Marseille: del 27 de septiembre al 2 de octubre.
- Barcelona: del 4 al 9 de octubre.
- Port Vendres: del 10 al 17 de octubre.
- Tunis: del 21 al 23 de octubre.
- Bordeaux: del 5 al 8 de noviembre.
- La Rochelle: del 9 al 14 de noviembre.
- Cherbourg: del 18 al 21 de noviembre.
- De regreso en Lorient el 23 de noviembre.